Enfermedades

Qué debemos saber sobre la hepatitis B

La hepatitis B es una enfermedad infecciosa que afecta al hígado. Veamos qué es y cómo podemos prevenirla.

¿Qué es la hepatitis B?

La hepatitis B es una enfermedad producida por un virus, que afecta exclusivamente al hígado.

La mayoría de las personas infectadas por el virus de la hepatitis B evolucionan hacia la curación, pero un tanto por ciento de los casos no se curan, y tendrán siempre el virus en su organismo, convirtiéndose en portadores crónicos. Con el tiempo, estas personas pueden padecer enfermedades del hígado muy graves.

La hepatitis B es una enfermedad vírica que sólo afecta al hígado.


¿Cómo se puede prevenir la hepatitis B?

Su tratamiento es difícil, pero existe una vacuna eficaz que impide que se produzca la infección y, en consecuencia, la enfermedad.

La vacunación antihepatitis B requiere tres dosis. Es muy eficaz y fácil de administrar, se pone en el brazo con agujas indoloras, es completamente inofensiva y no produce efectos secundarios (fiebre, vómitos, etc.). Su efecto protector es muy duradero.

Actualmente, en algunas regiones, la vacuna de la hepatitis B es obligada para ciertos grupos de edad y con riesgo de contagio.

¿Cómo se puede contagiar una persona sana?

Cuando la sangre de una persona sana entra en contacto con la de una persona infectada por el virus de la hepatitis B, puede haber contagio.

Las causas de contagio más frecuentes son:

Las transfusiones sanguíneas (cuando una persona sana recibe sangre de un donante infectado). Actualmente esto no es posible, ya que se analizan sistemáticamente todas las donaciones.

Los pinchazos con jeringas infectadas, que han sido utilizadas por personas portadoras de la hepatitis B.

Las relaciones sexuales con personas infectadas.

El contacto de sangre infectada con heridas, arañazos y otras lesiones de la piel

El compartir objetos de higiene personal, como cepillos dentales, maquinillas de afeitar, cortauñas, etc. con una persona infectada por el virus.

Imprimir el artículo